Gestión de la incertidumbre, estrategia.

Enfrentarse a lo desconocido es algo que a todo el mundo le cuesta. Pero la creatividad y por ende la innovación necesitan de ese miedo y de esa zona desconocida.

Gestión de la incertidumbre, San Antón 2017, Jaén.

La solución, pasa por ser capaz de gestionar la incertidumbre y ese miedo. La planificación y la estrategia son tus grandes aliados para salir de esa zona. Por supuesto suma en positivo tener otra serie de capacidades y habilidades. Por ejemplo, tener un punto de inconsciencia. Si no sabes a lo que te enfrentas, no le tendrás miedo.

Y precisamente de eso va el ejemplo que os quiero contar. En enero se hace la carrera de San Antón, es una carrera popular que se hace en la ciudad de Jaén. Un recorrido de 10 kilómetros entre las calles de la ciudad cuesta arriba y cuesta abajo. En invierno, que siendo Jaén, hay baja temperaturas. Esta carrera popular es asequible si se entrena regularmente, pero un verdadero reto si no te has preparado nada.

Pues bien, yo escogí la acción del reto en el año 2017. Cierto es que en el pasado sí que entrenaba físicamente bastante duro. Hacía el kilómetro en 4 minutos y medio aproximadamente, pero eso fue hace unos 20 años, entorno a los años 96-97.

Lo más importante para superar este reto fue la estrategia. Fue muy sencilla; Motivación, capacidad de sufrimiento y mentalidad positiva. Traducido:

  • Correr a un ritmo tranquilo, daba igual la cantidad de gente que me pasará en los primeros metros de la carrera.
  • Nunca mirar hacia delante, siempre mirar para detrás para ver cuánta gente estaba detrás mío.
  • No conocer el recorrido de la carrera, simplemente dejarme llevar por dónde iba la gente.
  • Asegurarme un plan B. Previamente, hacer recorridos diferentes de esa misma distancia andando, para saber cuánto tiempo se tarda en la opción más desfavorable. (Hice 2 pruebas de andar 10k) Esto no es motivación pero ayuda, aunque sea una carrera, ya tienes el conocimiento de que andando (en lugar de correr) puedes completar el recorrido en el tiempo que dan.
  • No sobrevalorarse y perder el control. No hay que ser un héroe, en las cuestas arriba que es lo más duro, si hay que parar y seguir andando, se seguía andando pero no me detenía. Nunca parar, nunca tirar la toalla. Las cuestas abajo servían para relajarme y recuperarme.
  • No sentirte solo aunque seas el único que corre. Esto es muy importante en las carreras de este tipo. Suele haber mucha gente de público. Ellos no te conocen de nada y por el simple hecho de que tú estás corriendo y ellos mirando, ya has hecho algo más que ellos. Te apoyan con aplausos y gritos de ánimo, si hay niños, te ponen la mano para que choques los 5. Aunque sientas que estas derrotado, para esa gente (niños y adultos) eres un héroe/heroína. Hay que aprovechar ese apoyo que te da gente desconocida para subirte la motivación, un paso más siempre se puede hacer. Es el poder del +1 (ver más)

Estos son los hitos más importantes de la estrategia que tuve para este reto concreto, a cada rato tenía que hacer una estrategia diferente.

Hay que ser flexible en los planteamientos y saber adaptarse rápidamente. Eso es el secreto de la gestión de la incertidumbre.

No olvides que estás haciendo un reto y por su propia definición, significa que es complicado, que es difícil y no siempre tienes que conseguirlo. No llegar al objetivo marcado no es un fracaso si en el transcurso del mismo has hecho lo que has podido. Simplemente puede ser que hayas tomado decisiones erróneas por una estrategia equivocada. Eso no es fracasar, es aprendizaje.

Cuando te enfrentas a un reto (deportivo), y bien lo haya superado o no, hay una parte que nadie te cuenta. Las consecuencias de la resaca y el post reto. Mi consejo es añadirlo como parte de la gestión de la incertidumbre, un último capítulo o fase de la estrategia.

En mi caso las consecuencias no fueron especialmente fuertes, al no forzar el crono, podía gestionar mejor el agotamiento. El día siguiente tuve un ligero dolor de musculatura en las piernas, sobretodo cuádriceps y soleo. Durante los 3 días siguientes, dolor de rodillas por el impacto de ir corriendo sobre el asfalto. El objetivo fue cumplido porque terminé la carrera, sin preocuparme del tiempo, que por cierto fue de una hora y 21 minutos. Repito que el objetivo del reto no era hacer un gran tiempo sino conseguir superar el reto de hacer 10 km sin entrenar. Otras personas entrenadas, fueron a intentar mejorar su propia marca, las consecuencias que tuvieron después de su reto fueron muchísimas más agujetas y mucho más dolores durante más días.

Antes de terminar, quiero remarcar la importancia de que las estrategias tienen que ser adaptativas y adecuadas. En eso se basa la gestión de la incertidumbre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *