Portada » Formas de copiar en un examen.

Formas de copiar en un examen.

La creatividad también puede enfocarse para el mal. Por eso voy a explicar varias formas creativas de copiar en un examen.

Fotografía de Jose María Pérez Núñez (Flickr)

Para las personas más alarmistas que veáis en esta hoja algo malo, negativo, deshonesto, malvado y cualquier descalificativo hacia mi persona, simplemente comentaros qué es el resultado de vuestro propio enfoque. La perversidad de vuestros pensamientos. Como tantas cosas que ocurren en esta sociedad, estáis culpando al mensajero. Si estuviera hablando de cuchillos, según vuestro razonamiento la culpa sería del fabricante y no de quién lo usó para agredir.

Yo no estoy a favor de que la gente recurra a estas técnicas para copiar en un examen o cualquier tipo de prueba similar. Desde mi perspectiva, todo este tema de las chuletas que siempre han existido, no es más que una forma más de aplicar la creatividad. Hasta en cierto modo, la gente que recurre a estos métodos, podríamos hablar de que tienen cierto ingenio. Además de otra serie de capacidades que se ponen de manifiesto durante todo el proceso. Desde la preparación hasta la misma ejecución y su uso. No todo el mundo puede y mucha gente es pillada.

Después de esto voy con la carnaza de esta hoja del cuaderno. Aquí os presento varias formas de copiar en un examen. Todas ellas son poco usuales y producto de usar la creatividad para lograr el objetivo. Superar una determinada prueba. Exámenes existen de muchas formas, por lo que no todas las propuestas funcionan o son igual de sencillas para todo tipo de exámenes.

Para las pruebas tipo test, no hay nada mejor que la creatividad. Generalmente quién desarrolla las pruebas tipo test es una persona normal y esto nos lleva a que inconscientemente termina cayendo en una serie de acciones recurrentes. Patrones para los test. Detectarlos y aprovecharlos es tu forma de superarlo sin necesidad de recurrir al conocimiento. Los detalles los comenté en la hoja 31. Test VS creatividad. (leer más)

Ahora bien, si prefieres “intercambiar conocimiento” con otra persona. Una buena forma de copiar en un examen de este tipo es por medio de usar un lenguaje discreto y que pasa desapercibido. En alguna ocasión se ha usado el lenguaje de signos. Es lo más clásico, pero, ¿te suena el morse? Un código sonoro (o visual) basado en sonido corto o largo (punto o raya). A día de hoy prácticamente nadie sabe morse. Dar golpecitos en la mesa puede ser una forma de pensar o “invocar” el conocimiento que pasa muy desapercibido. Para los test, con comunicar el número de pregunta y responder solo con una letra, es muy viable como comunicación discreta. Eso si, practicarlo antes porque no es tan sencillo.

A veces las chuletas no tienen que ser solo literatura. Es posible que solo necesites acordarte de un pequeño concepto que siempre se te olvida o una fórmula. En este caso, desechemos todo lo que implique llevar anotado ese concepto o fórmula en una pertenencia. Como dirían en un juicio: Si no se puede imputar un delito… presunción de inocencia.

En el caso de institutos, universidades y lugares donde se está habitualmente, lo más fácil y creativo es utlizar el entorno para colocar esa información extra. Desde un dibujo con un mensaje oculto en una pared o la pizarra, hasta una regla nemotécnica o cualquier cosa es útil. Se puede hacer en equipo. Que otra persona lleve una camiseta, mochila o lo que sea que lleve, con alguna letra o señal que a ti previamente te haga recordar esa acción. Sé que lo describo algo ambiguo pero no se puede hacer más específico para que lo entendáis. Secreto, yo personalmente en alguna ocasión, codifiqué así tiempos verbales de inglés.

Después de estas dos formas de copiar en un examen creo que relativamente poco vistas e ingeniosas, están todo el catálogo de viejas triquiñuelas de la vieja escuela. Desde marcar los boligrafos, los rollos de información, hasta las chuletas con goma elástica para esconder en la manga. De forma más moderna, está el manipular etiquetas y envoltorios de botellas de agua, caramelos, estampitas religiosas o hacer versiones mejoradas de documentos de identidad. Donde solo hace falta sustituir el original por el «mejorado» en el trayecto de la puerta al lugar de asiento.

No quiero olvidarme ni dejar a un lado la tecnología, que también existe con formas muy creativas e ingeniosas.

Para finalizar y como cualquier persona que juegue a ser Dios y estar por encima del bien y del mal, no solo se debe trabajar una opción, sino también su antitesis. El bien y el mal, la luz y la oscuridad. Por ello, si he explicado distintas formas de copiar en un examen, también os dejo formas para evitar que se puede copiar en un examen. Fue la hoja 39 del cuaderno. Creatividad en la formación. (Leer más)