mi experimento creativo de 90 días

En otras hojas del cuaderno creativo he propuesto ejercicios creativos (ver aquí). Para esta ocasión directamente te voy a compartir mi experiencia personal realizando uno de estos ejercicios.

rayas de luz, experimento creativo.

Caos de luces II by Esparta Palma (flickr)

Este verano (2018), tuve la idea de coquetear con Instagram. Una red social muy popular y muy visual donde por suerte o por desgracia la inmensa mayoria de cuentas son exactamente iguales. Fotos personales donde se intenta transmitir la mejor versión de la vida de cada persona. Otra opción, es las personas relacionadas con el diseño gráfico que aprovechan esta red tan visual para mostrar su trabajo. Comparten viñetas, dibujos, mini guías, infografias, etc.. Pero todo con un enfoque profesional. Lógicamente también estan las cuentas de otros profesionales o de empresas, que la usan como una canal de comunicación y marketing de los tantos que existen.

Mi experimento creativo de 90 días comenzó a tomar forma después de pasar varios días en la red social. No publicaba nada ni seguía a nadie. Solamente me dediqué a observar lo que ocurria por distintos hashtags y por ubicaciones. Ver que hacía la gente que tenía un perfil público. Tanto personales como de marcas. (pilar básico de la creatividad, observar)

La idea apareció sola, combinar las dos opciones con más actividad dentro de la red. Compartir parte de mi vida personal y trabajar la creatividad por medio de dibujos. Por ello mi experimento creativo de 90 días tenía una premisa clara. Publicar todos los días un momento que haya vivido que sea capaz de dibujar con el dedo en el móvil. Prohibido usar aplicaciones o programas de diseño para realizarlo. Una segunda norma, ha sido no jugar la baza de publicar dos veces el mismo concpeto. El reto es meramente a nivel creativo, no le he prestado ningún tipo de atención a los “me gusta” que he ido consiguiendo ni a la cantidad de gente que me seguía a raíz de ver mis publicaciones, o por interactuar de forma normal en esta red social.

El experiemiento creativo de 90 días, ha dado para mucho. A continuación comparto contigo algunos de los hitos o curiosidades que considero más interesantes de realizar este juego. También por si tú quieres hacerlo, sepas por donde van los tiros.

Los primeros días era absolutamente sencillo realizarlo. Todo estaba por dibujarse o publicar. Cualquier cosa que realizara era suceptible de ser interpretada gráficamente. De hecho, los primeros días, dibujaba varios conceptos en el mismo día. Que a posteriori seleccionaba el más interesante o el que más me apatecia compartir. El resto los guardaba para publicarlos en los siguientes días.

Sobre los 15 o 20 dias de reto, comencé a detectar que había días que no tenía nada especial que publicar, por lo que admito que aprovechaba acontecimientos de otro día. Esto lo admití como válido, porque al menos en mi vida, hay veces que no ocurre nada, especialmente en verano y más si no podía repetir concepto. Por ejemplo, un día de playa aun siendo diferente no me servía para ponerlo otro día. Entonces si un día me surgían varias, pues tenía esa reserva para publicar.

Los siguientes días, digamos que del 20 al 40. Es cuando ya comenzó el reto realmente. Fui agotando las tareas “comodín” o comunes de lo que se puede hacer en el día a día. Del día 40 al 60, ya era una rutina más de mi vida, que en muchas ocasiones me costaba cumplir. Es cuando realmente era un ejercicio creativo. No por el hecho de dibujar, sino por tener que ver y aprovechar las oportunidades de ese momento para cumplir el reto.

Del día 60 al 90 sin duda han sido lo más interesantes. Han habido muchos cambios en mi. Uno de ellos, mi forma de percibir mi entorno y día a día. He comenzado a darme cuenta de pequeños detalles y valorarlos mucho más. Por mis excasas capacidades artísticas, he entrenado la capacidad de ver distintos enfoques de un mismo concepto. Transmitirlo de forma diferente, una forma que fuera capaz de dibujar y la gente entendiera.

Otro punto positivo que he descubierto con este experimento creativo de 90 días, es que sin duda soy capaz de tener al menos una idea creativa al día, y dibujarla. Ahora, veo muchas más posibilidades en lo que me rodea. Cualquier hecho por pequeño que sea, lo veo como un estímulo para desarrollar mi creatividad.

Sin duda, lo mejor del experimento creativo de 90 días es poder explicártelo en primera persona.

Hablar de los resultados y sensaciones que he tenido. Un paso más allá de lo que hubiera sido una simple recomendación o explicación de como hacer un ejercicio creativo. Aunque siempre tienes la opción de contactarme para comentar o hablar sobre cualquier tema.

A nivel técnico, activé las estadísticas internas de Instagram para poder tener datos concretos después del experimento creativo de 90 días. Con estos datos, puedo decir que el ratio de “me gusta” está entre el 40 y 60% de las visualizaciones. Y que aproximadamente el 15% de las visualizaciones provienen por las etiquetas. Dicho experimento ha llegado a 89 seguidores orgánicos y estables, que son personas sin relación previa conmigo. Simplemente me comenzaron a seguir a raíz de ver las publicaciones. Muchas de estas cuentas de Brasil. En total, las solicitaciones que he tenido en el periodo han sido de 136 (contando con los que han hecho unfollow al no devolverles yo el follow)

P.D.: Si quieres ver al detalle el experimento creativo de 90 dias busca la cuenta @treintanero en Instagram.